[Ir al contenido]

Trastorno del espectro autista

¿Qué es el trastorno del espectro autista?

Un trastorno del espectro autista es una diferencia en la forma en que se desarrolla el cerebro de una persona. Los niños con autismo tienen problemas para entender el mundo que los rodea.

¿En qué consiste tener un trastorno del espectro autista?

Un niño con autismo puede tener problemas:

  • para hablar y aprender el significado de las palabras
  • para hacer amigos y encajar en grupos
  • para adaptarse a los cambios (como probar alimentos nuevos, tener un maestro sustituto o que le muevan sus juguetes de sus lugares habituales)
  • al exponerse a ruidos fuertes, luces brillantes o multitudes

Los niños también se pueden mover de formas particulares e inusuales (como "aletear" con las manos) o hacer lo mismo una y otra vez (como repetir la misma palabra).

Un niño con autismo puede tener pocos problemas con este tipo de cosas, o muchos. Algunos niños solo necesitan un poco de ayuda, mientras que otros pueden necesitar mucha ayuda para aprender y hacer las actividades cotidianas.

¿Cuáles son las causas del autismo?

El autismo es algo con lo que nacen algunas personas. Nadie sabe exactamente cuál es la causa del autismo. Lo más probable es que tenga relación con los genes del niño y otras cosas que cambian la forma en que se desarrolla su cerebro.

¿Cómo se diagnostica el autismo?

Los médicos evalúan a los bebés y a los niños pequeños para detectar posibles signos del autismo en cada visita de control. Un padre se puede dar cuenta de que hay algo que va mal y explicárselo al médico. Es posible que el niño ya sea lo bastante mayor como para hablar, pero que todavía no hable. O el niño puede parecer que no está interesado en la gente, puede jugar solo o jugar de formas poco habituales.

Cuando un médico cree que un niño podría tener autismo, trabajará con un equipo de expertos para saber si se trata de autismo o de algo más.

¿Cómo se trata el trastorno del espectro autista?

No existe cura para el autismo, pero el tratamiento lo ayudará. Cuanto más pequeño sea el niño cuando se inicie el tratamiento, mucho mejor.

Lo médicos, los terapeutas y los profesores de educación especial pueden ayudar a los niños a aprender a hablar, a jugar y también a mejorar en los aprendizajes académicos. Los terapeutas también ayudan a los niños a aprender a hacer amigos, a saber esperar turnos y a manejarse en la vida.

¿Y si mi amigo tiene un trastorno del espectro autista?

Algunas personas con TEA (trastorno del espectro autista) no sienten que tienen un trastorno y no quieren cambiar. Están orgullosas de ser quienes son y quieren que las acepten, aunque puedan tener puntos fuertes y puntos débiles diferentes a los del resto de la gente.

Todo el mundo merece ser respetado. Pero es fácil que los niños con TEA sean el blanco de bromas, sean acosados (les hagan bullying), o los dejen de lado porque son diferentes. Acosar y hacer de lado a una persona nunca es una forma adecuada de tratarla, por eso puede ser duro ser amigo de una persona con TEA.

A los niños con TEA les puede costar entender las bromas y los chistes. Tienes que ser muy claro cuando te comunicas con una persona con TEA.

Trata de tener paciencia y de ser amable con ella. Recuerda lo difícil que puede ser para una persona con TEA entender en qué consiste ser amigo. Da la cara por los compañeros de clase que reciban acoso o bullying. Y explícaselo a los adultos para que puedan ayudar a protegerlos.

Fecha de revisión: marzo de 2019